Intervención en la Sede de la CONFENIAE

Foto: Rueda de prensa en Unión Base - Puyo. Dirigentes de organizaciones amazónicas expresaron su respaldo al presidente de la CONFENIAE, Marlon Vargas.

Foto: Rueda de prensa en Unión Base - Puyo. Dirigentes de organizaciones amazónicas expresaron su respaldo al presidente de la CONFENIAE, Marlon Vargas.

 

En la madrugada del miércoles 28 de septiembre de 2016, miembros del Grupo de Operaciones Especiales, GOE, rama especializada de la Policía Nacional ingresó a la sede de la Confederación de Nacionalidades Indígenas de la Amazonía, CONFENIAE,  ubicada en Unión Base, en la ciudad de Puyo, y desalojó a familias integrantes de esa organización que se encontraban en el lugar, realizando una minga de readecuación de la sede mencionada.

 

“Estábamos en ropa interior, con nuestros hijos y de repente entran y nos piden que desalojemos, que nos vayamos, le dijimos que por lo menos nos dejen vestirnos, y así de la forma más humillante tuvimos que vestirnos en frente de ellos...nos botaron toda la comida, el agua, la guayusa”.  Este es el relato de una de las mujeres que se encontraban en el lugar.

 

Según declaraciones del Viceministro del Interior,  recogidas por algunos medios de comunicación, éste habría informado que la acción policial tendría base en una denuncia presentada en la Fiscalía. Ante lo cual el abogado de la CONAIE comenta que la supuesta denuncia que habría motivado el ingreso de la Policía no fue expuesta y quesi bien la Fiscalía tiene la facultad para activar la fuerza pública, esto puede hacerlo únicamente cuando existe un delito es flagrante, y en este caso no se entiende el delito cometido, ni se justifica la presencia policial en la sede indígena.

 

Mediante una rueda de prensa efectuada el 29 de septiembre,  la CONFENIAE denunció la intromisión del gobierno ecuatoriano con el objetivo de dividir y debilitar a las organizaciones sociales, pues desde el año 2015, grupos afines al Gobierno, mediante la realización de asambleas extraordinarias, eligieron una directiva paralela a la existente, la misma que fue registrada por la Secretaría de la Gestión de la Política. Igualmente, denunció que el día 28 de septiembre, la directiva paralela junto a otros grupos indígenasllegaron en vehículos públicos y en compañía de la Intendencia de la Policía, para sesionar en Unión Base.

 

Ante estas denuncias y hechos, la Confederación de Nacionalidades Indígenas del Ecuador (CONAIE) y dirigentes de las nacionalidades amazónicas shuar, sápara y kichwa expresaron su apoyo y reconocimiento a Marlon Vargas, presidente de la CONFENIAE(electo por sus bases), e igualmente, el trabajo de readecuación de su sede, ubicada en Unión Base, ciudad de Puyo, provincia de Pastaza.

 

De otro lado, el representante de territorio de la CONAIE, denunció que desde la oficialidad se usa la legalidad para abrir paso a los proyectos extractivistas (mineros, petroleros) e hidroeléctricos, que se ubican en territorios indígenas amazónicos. En este mismo sentido, el representante de la organización Cóndor Mirador (CASCOMI),  manifestó que desde el 30 de septiembre de 2015, se han desalojado a 30 familias de comunidades de la parroquia Tundayme por parte de la empresa EcuaCorriente con apoyo de la Fuerza Pública, haciendo caso omiso a los procesos de consulta previa que son obligación del Estado, y vulnerando los derechos colectivos de los pueblos y las nacionalidades indígenas, a más de los derechos de la naturaleza consagrados por la Constitución de la República.