medidas cautelares

CASCOMI presentó medida cautelar para cesar desalojos en Tundayme

por: Comunicación INREDH

publicado originalmente por: Inredh

Luis Sánchez, titular de CASCOMI presentando medida cautelar. Fuente: Comunicación CASCOMI

Luis Sánchez, titular de CASCOMI presentando medida cautelar. Fuente: Comunicación CASCOMI

 

Luis Sánchez, presidente Comunidad Amazónica de Acción Social "Cordillera del Cóndor Mirador" (Cascomi) presentó hoy, 1 de octubre de 2015, una medida cautelar para que cesen los desalojos en el sector de San Marcos, parroquia Tundayme, provincia Zamora Chinchipe.


La medida cautelar fue presentada en el cantón de Gualaquiza para que un juez de primera instancia lo resuelva. Esta medida fue interpuesta en contra Belén Catalina Sánchez Coba, Gerente General y Representante de Ecuacorriente S.A.; Javier Córdova Ministro de Minería; Lorena Tapia, Ministra del Ambiente del Ecuador y Cristina Silva Cadmen, Directora Ejecutiva de la Agencia de Regulación y Control Minero (Arcom).


Esto luego de que ayer, guardias de la empresa minera y 135 efectivos de la Policía Nacional (Esto según datos del Ministerio del Interior) ingresarán a la parroquia de Tundayme para desalojar a varias familias de la zona que habitan en el lugar donde se prevé ejecutar la minería a cielo abierto para extraer cobre y oro.


Estos desalojos forzosos generan desplazamiento de los miembros de la comunidad de Cascomi. Los desplazamientos de comunidades indígenas se encuentran prohibidos por la Constitución del Ecuador en numeral 11 del artículo 57, que establece: las comunidades tienen derecho “a no ser desplazado de sus tierras ancestrales”.


Las familias afectadas son parte de la lista de los perjudicados por los procesos de servidumbre minera iniciados por la empresa ante la Agencia de Control y Regulación Minera (Arcom – Zamora), en contra de las familias comuneras de la zona para dar inicio a los trabajos para la extracción de cobre por parte de la empresa Ecuacorrientes. Esta explotación se dará bajo la modalidad de minería a cielo abierto en la Cordillera del Cóndor, zona ecológicamente muy sensible y que se encuentra en territorio de comunidades shuar y mestizas.


El juez que conozca de la medida cautelar debe resolver sobre la misma de forma inmediata y urgente conforme lo indica la Constitución y el artículo 29 de la Ley Orgánica de Garantías Jurisdiccionales y Control Constitucional.


Cabe mencionar que el 8 de junio de este año antes de que sucedan los desalojos la comunidad shuar de Cascomi presentó una medida cautelar en Quito para solicitar protección y evitar los hechos de los que hoy son víctimas. Esta primera medida cautelar fue negada. Su argumento fue que no existía ni urgencia ni daño reparable a su territorio.


Ayer varias familias fueron desalojadas de sus casas. La empresa con resguardo policial y maquinaria pesada destruyeron las viviendas de los habitantes de la comunidad indígena, ocasionando los primeros desplazamientos de la comunidad.


Peticiones de la medida cautelar:


1.- Se ordene la suspensión del proceso de ampliación del Proyecto Mirador conforme a las especificaciones técnicas consensuadas con el Ministerio del Ambiente, Ministerio de Minas y CASCOMI, hasta que la Corte Constitucional del Ecuador resuelva las acciones por incumplimiento N.° 0039-10-AN y 0033-12-AN (acumuladas).


2.- Se suspenda la ejecución de servidumbres mineras restantes de la zona de influencia del proyecto Mirador, hasta que la Corte Constitucional del Ecuador resuelva las acciones por incumplimiento N.° 0039-10-AN y 0033-12-AN (acumuladas).


3.- Se provea de forma inmediata viviendas a las familias de la comunidad de CASCOMI que ya han sido desplazadas dentro de su mismo territorio ancestral; además de que se ordene la devolución de los bienes despojados durante el proceso de desalojo.


4.- Se ordene al Ministerio del Ambiente el control social y ambiental continuo en la zona del proyecto Mirador, a través de un proceso consensuado con CASCOMI y con informes continuos a su honorable judicatura.

 

Los comuneros de Tundayme presentaron medidas cautelares en la Sala de Sorteos de Quito

Publicado originalmente por INREDH el 8 de junio de 2015
ver publicación original

 

Alrededor de 30 habitantes de la parroquia de Tundayme de la provincia Zamora Chinchipe llegaron a Quito hoy, 8 de junio, para presentar las  medidas cautelares, que eviten el desalojo de los habitantes de la zona por las servidumbres mineras y para solicitar  la suspensión del proceso de ampliación del Proyecto minero Mirador.


El documento de siete hojas fue ingresado hoy  en la Sala de Sorteos y  recayó en el despacho de la juez Margarita Judith Ortega Galarza, de la Unidad Judicial de Violencia contra la Mujer y la  Familia.

Para Luis Sánchez, habitante de la zona  y presidente de la Comunidad Amazónica de Acción Social "Cordillera del Cóndor Mirador (Cascomi), las medidas cautelares pretenden que el juez competente de Pichincha cese temporalmente la ampliación del proyecto de cobre y oro de la empresa Ecuacorriente y el desalojo de los habitantes por las servidumbres mineras.


“Son 18 familias que al momento han sido demandadas por servidumbre mineras por la Agencia de Regulación y Control Minero (Arcom) y por el Ministerio de Minas -dijo Sánchez- si el juez de Pichincha nos niega las medidas, nosotros seremos desalojados y despojados de nuestros territorios”.

Los desalojos podrían afectar a cuatro comunidades de la parroquia de Tundayme, en especial a la comunidad de Cascomi que es el punto central del proyecto minero donde se pretende hacer laguna de relaves, escombreras y huecos.  Este hecho afectaría a 105 familias, es decir, a 600 personas entre hombres, mujeres y niños.


Para Harol Burbano, abogado que acompaña el caso, las medidas cautelares permitirán que el Juez pueda escuchar a las comunidades y así evitar una “gran violación de derechos humanos”.  Si la medida es rechazada, el jurista dijo que llevará el caso a las cortes internacionales. “Si el Estado no cumple y respeta los derechos de la comunidad se llevará el caso a instancia internacionales”.

Según Burbano, el proyecto minero Mirador se dio sin cumplir el Mandato Minero que establece  realizar consulta previa, libre e informada en las comunidades indígenas que se encuentran cercanas a la zona de los recursos naturales.

 

Con esa acción jurídica también se busca  que el Ministerio de Ambiente de a  Ecuacorriente  licencias ambientales para el trabajo en la zona. Al momento, los trabajos de la empresa se encuentran paralizados por los daños ambientales cometidos. Sin embargo, Sánchez asegura que aún se ve maquinaria laborando.


Actualmente la empresa realiza trabajos preliminares en el sector, pero estos ya ocasionaron  daños ambientales como la contaminación de los ríos Tundayme y Quime que ya no están cristalinos sino con lodo, aseguró Sánchez.


Para Severino Sharupi, dirigente de tierras de la Confederación de Nacionalidades Indígenas del Ecuador (Conaie), la defensa del territorio es fundamental para los pueblos, por eso la Conaie respalda a la comunidad shuar.


Tras la presentación de las medidas cautelares en Quito, el viernes 12 de junio se presentarán  las  segundas medidas  en la ciudad de Yantzaza, en la provincia de Zamora Chinchipe.